lunes, 22 de noviembre de 2010

Para lo nuestro no hay receta, habrá que improvisar...



"Today I didn't even try to hide
I'll stay here and never push things to the side
You can't reach me cause I'm way beyond you today

Today was a pretty day
Autumn comes with
These slight surprises where your life might twist and turn
Hope to unlearn
Strange things will happen
If you let them come around and stick around"

Como en la canción ya no voy a molestarme en permanecer escondida, quiero que pasen esas cosas extrañas o mejor dicho extraordinarias.
Para ello pondré entusiasmo en todo lo que haga y desaprenderé para poder ver la vida desde otro ángulo, con renglones torcidos entreverados entre los rectos.
Espero que me sigas y puedas alcanzarme en este viaje.
Adoro el otoño

lunes, 8 de noviembre de 2010

Cavernícolas y diosas



Hay días en los que un exceso de información hace que mis neuronas se comporten como una centrifugadora y que todo quede mezclado, patas arriba, inconexo. Exhausta me paro a separar las piezas del puzzle y trato de colocarlas de nuevo en su lugar, tratando de encontrarles un sentido.

Y ahí estoy en medio de la vorágine, pensando que no es posible, que no puedo dejarme llevar por la globalización, la uniformidad de pensamiento, los pantalones cagaos y convertirme en un pedazo de carne con ojos que ni siente, ni sufre, ni padece.

Subo a la superficie, tratando de recuperar aire y entonces me abofetea una ráfaga fresca


Es Anita Ekberg llamando a Marcello Mastroianni en medio de la Fontana di Trevi: "Marcello, come here, hurry up!"
La belleza de la mujer a través de los recuerdos de Fellini, las piernas de la planchadora bajo la mesa en su mirada de niño, los pechos voluptuosos de la pescadera, la mirada altiva de las motoristas del circo... la belleza en lo grotesco, en lo cotidiano, en cada una de las mujeres que nos presenta y que así salen del montón y se convierten en únicas. Envuelta en ese universo circense me sumerjo en la exposición de fotografía de Mario Testino y aterrizo en un ambiente teatral, escultural, curvilíneo que va aumentando de intensidad a medida que avanzan las salas, llenado el ambiente de sensualidad y sutil o descarado erotismo.

Salgo a la calle y por mucho que Nancho Novo trate de convencernos de que los hombres siguen siendo unos cavernícolas, me queda la certeza de que, al menos un puñado de ellos, saben captar la magia y transportarnos al séptimo cielo.

miércoles, 3 de noviembre de 2010

Hoy deseo


Hoy sentada en la cama, rodeada de los que quiero, con una tarta hecha por Blanca con todo el cariño sobre el regazo, cierro los ojos y pienso en un deseo antes de soplar la llama de esa pila de velas:
Hoy deseo seguir teniendo una familia llena de salud, armonía y paz
Deseo ser una buena compañera, madre, amiga,hija,confidente
Deseo seguir siendo inocente, maravillarme, ilusionarme,sobrecogerme,emocionarme con lo que me rodea
Deseo aprender, crecer, crear, compartir
Deseo que mis deseos sean compatibles con los de la gente que me importa
Deseo escuchar y ser escuchada.
Deseo que ahora que he recuperado la voz no la vuelva a perder, ni la voz ni el voto
Deseo cultivar a mis amigos, que me hagan comentarios en el blog,que me llamen, que me achuchen, aunque yo ande metida en mi cueva en algunas ocasiones
Deseo reírme, valorar lo que tengo, no dar nada por hecho, agradecer el instante
Deseo vivir intensamente este nuevo año que empieza con la fuerza de la luz y la calidez de otoño que entra por la ventana
Y teneros cerca y sentiros, con el corazón en la mano.


Dibujo de Blanca, acompañado de una carta que encoje el corazón. Regalos que perduran, que nunca caducan porque se quedan muy adentro en un lugar sin puerta de salida. Gracias Lourdes y Fuen por los comentarios que he leído esta mañana, esos se almacenan en el mismo lugar, en ese corazón Frida Kahlo, regordete y excesivo.